El tiroteo se presentó en el Hospital Saint Francis en Tulsa, Oklahoma. Autoridades locales confirmaron que abatieron al hombre que disparó contra los transeúntes.

Noticia Internacional.

Una nueva tragedia vuelve a conmocionar y complicar mucho más la difícil situación que se vive en los Estados Unidos por al comercio y acceso de armas de fuego. La gran potencia vivió una nueva jornada de pánico por el tiroteo que tuvo este miércoles en el Hospital Saint Francis en Tulsa, Oklahoma.

Según los reportes, la balacera se presentó luego que un hombre ingresara al centro hospitalario apuntando contra varias personas y disparando de muerte por lo menos contra tres de ellas.

Sobre el episodio, la Policía confirmó que el sujeto que ocasionó la nueva tragedia había sido abatido, sin embargo no han establecido su identidad.

Así mismo indicaron que la zona fue acordonada para descartar cualquier tipo de amenazas y continuar con la investigación.

El presidente Biden también se pronunció.

Más noticias:

Terror en el metro de Brooklyn: tiroteo, heridos, un enmascarado y una bolsa con un extraño contenido

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here