Don Clímaco cumplió 108 años: no come pollo, se goza pandemia y sigue como un ‘roble’
Fotos e información: Soy Buenaventura
Noticias Valle

El hijo de López de Micay atribuye parte de su longevidad a no comer nada frío ni ‘pollo de bandeja’. Tiene 60 nietos y es ejemplo en Buenaventura.

Juan Clímaco Riascos nació para hacer historia en el Pacífico vallecaucano.

Así lo creen familiares y amigos de este hombre que acaba de cumplir 108 años de vida.

Por su existencia han pasado dos guerras mundiales e, incluso, la peor pandemia de la historia reciente de la humanidad.

Energía de Clímaco

Por eso la noticia de los 108 años de Clímaco no pasó desapercibida en Buenaventura y López de Micay, su ciudad natal.

En el barrio La Transformación, del puerto vallecaucano sobre el Pacífico, sus plácemes fueron todo un acontecimiento.

La celebración de Clímaco fue con sus familiares más cercanos, para evitar las aglomeraciones y cuidarse del Covid-19.

En medio de la verbena, fueron apareciendo una a una de las historias de lo que ha sido más de un siglo de existencia.

 

Allí sus parientes relataron que tuvo 12 hijos, de los cuales siete se encuentran con vida.

Ello con las cuatro esposas que tuvo Clímaco, todas ellas fallecidas.

Su descendencia se complementa con al menos 60 nietos, bisnietos y tataranietos.

Longevidad envidiable

De acuerdo con el propio Clímaco, uno de sus secretos para mantenerse con vida es que ha evitado cualquier clase de alimento en esta de refrigeración y el pollo de bandeja.

De otro lado, su notorio optimismo, buen sentido del humor y su amor familiar han contribuido para superar los obstáculos y poder seguir al lado de su familia por tantos años.

En Buenaventura su caso es ejemplo y demuestra que, en medio de tantas noticias lamentables por la pandemia, siempre será una inspiración y privilegio celebrar la vida.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here