El comercio de Nariño se está haciendo su agosto por la devaluación del peso ante la divisa americana.

 

Noticias Economía

En la última semana se disparó la llegada de compradores, empresarios y demás ciudadanos ecuatorianos al departamento de Nariño, atraídos por el dólar.

La razón: la descolgada del peso colombiano ante el dólar norteamericano, moneda que acogió Ecuador desde hace casi dos décadas.

La devaluación de la divisa nacional registró sus picos más preocupantes en los últimos 15 días y sobrepasó la barrera de los $3.400.

Dinámica económica

Esta situación despertó una llegada masiva de ecuatorianos a Nariño pues les resulta mucho más barato comprar en Colombia que en su país.

La principal afluencia se registra en negocios y locales de Ipiales.

Otra parte, pero en menor proporción llega a Pasto, en gran medida, desmotivados por los intensos trancones producto de las obras de la doble calzada.

“El dinero en Nariño nos está rindiendo más, por mil dólares son casi tres millones 400 mil pesos, con lo que se puede comprar mucho”, relató Freddy García, ecuatoriano oriundo de Ambato.

Aseguró que de continuar la devaluación de la moneda colombiana son más y más los extranjeros que llegarán a Nariño.

“Si esto sigue así prácticamente va a tocar comprar todo acá, desde la comida hasta la tecnología”, añadió.

Preocupa Nariño

Los más contentos con este panorama son los comerciantes de Ipiales y Pasto.

“Están llegando con mucha plata para comprar. Siempre han sido buenos clientes, pero con lo que está pausando aumentaron”, sostuvo Fanny Caicedo, comerciante del centro de Pasto.

Sin embargo, los grandes afectados son los empresarios y vendedores de ciudades ecuatorianas como Tulcán y Ambato.

Le puede interesar: En Nariño, Duque no aguantó las ganas y erradicó su primera mata de coca

Allí hay desespero entre los gremios por la caída de las ventas ante la negativa de sus connacionales de comprar al comercio local, atraídos por el boom del dólar en Nariño y Colombia.

Jóvenes ecuatorianos le pidieron a sus connacionales comprar en su país y no en Nariño.

De hecho, el día de hoy un grupo de jóvenes, algunos de ellos hijos de comerciantes, se tomaron pacíficamente una autopista del vecino país.

Con carteles y arengas les pidieron a sus compatriotas no viajar a comprar a Colombia y sí hacerlo en sus ciudades para prevenir una quiebra inminente.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here