No se trata de un hurto con armas ni amenazas, sino de un engaño en el que algunos terminan cayendo, pagando por supuestos respuestos y arreglos.

Un nuevo modus operandi estaría registrándose en Cali, por lo menos desde comienzos de 2022, pero este jueves 22 de septiembre fue reportado nuevamente.

Noticias Cali.

«¡Pilas que tiene las llantas malas!», aseguran que le dicen los presuntos ladrones a los conductores, para captar su atención y luego abordarlos con una serie de mentiras, luego terminan robándolos, pasó en Cali y una vez la víctima dio a conocer su caso en redes, muchos han comentado que les ha ocurrido lo mismo.

No se trata de un hurto con armas ni amenazas, sino de un engaño en el que algunos terminan cayendo, pagando por supuestos respuestos y arreglos.

La supuesta banda estaría compuesta por cuatro personas: dos mujeres; una quien alerta a los conductores de supuestas fallas, luego otra que vende los repuestos.

Además de 2 hombres que serían los mecánicos.

En redes sociales se conoció lo que sería un nuevo modo de operación que utiliza engaños y ya varios caleños han comentado que no es la primera vez que pasa.

El caso reseñado ocurrió sobre la Avenida de los Cerros, en Cali.

Modus operandi

Según cuenta Mario Baos, hijo de la víctima, su padre se encontraba conduciendo normal, hasta que una persona le empezó a gritar diciendo, «pilas que se le va a salir una llanta».

El hombre asustado decidió estacionarse a un costado de la vía, cerca de quienes le habían alertado.

La persona que lo había alertado se marchó del lugar y «casi de inmediato aparecieron dos supuestos mecánicos», quienes aseguran, vestían con prendas de dos marcas de autos reconocidas, al parecer, utilizadas para dar una supuesta credibilidad.

«Se metieron debajo del carro y simularon sacar dos varillas oxidadas», las cuales eran piezas falsas y que no correspondían al vehículo de la persona abordada.

"Le dicen a uno que tiene las llantas malas, lo hacen parar y terminan robando", el modus operandi a conductores en Cali
Este sería el vehículo en cuestión, el cual estaba en buen estado, según reseña el denunciante.

Aunque el hombre intentó bajar del vehículo, los supuestos mecánicos no lo dejaron porque «debía tener el pie en el freno».

Para sorpresa del hombre de un momento a otro apareció otra persona con la solución al problema.

"Le dicen a uno que tiene las llantas malas, lo hacen parar y terminan robando", el modus operandi a conductores en Cali
La mujer entró hasta el vehículo de la presunta víctima.

Nuevamente vestía con prendas de «una reconocida importadora (cosa que le dio confianza a mi viejo)».

La supuesta pieza que debía ser cambiada costaba al rededor de «$2.800.000», según reseña la denuncia.

Por fortuna un vigilante de un edificio salió y le dijo desde lejos: «¡Pilas que lo van a robar!».

El vigilante también le contó que «esa misma banda atracó la dueña de uno de esos apartamentos y le quitaron 6 millones de pesos».

El denunciante añade que los supuestos farsantes, «al ver eso que sucedía, se fueron rápido» y aunque intentó llamar a la Policía nunca tuvo respuesta.

La que sería la prueba reina de que estos supuestos mecánicos eran farsantes fue porque habían dejado un sello de la Importadora Celeste, cuando el denunciante llamó a dicha organización le respondieron que «claramente era falso».

Ya ha pasado antes

Una vez conocida esta denuncia muchos reaccionaron corroborando que también les había pasado algo similar.

«Ya me pasó en la Pasoancho con 80, se le va a salir la llanta decía el desgraciado y pitaba con insistencia», comentó una mujer.

«A mi me paso en bajando el puente de la 80 con. 14 igualmente me quitaron 800 mil pesos», dicen indignadamente.

«Mismo modus operandi le pasó a mi mamá en avenida sexta», señaló otro.

Algunos comentan que aunque no les ha pasado es mejor estar precavidos.

En Cali: "Le dicen a uno que tiene las llantas malas, lo hacen parar y terminan robando", el modus operandi a conductores

«Pilas mi amor con esta modalidad. Mientras el carro ande, siga derecho y me llama ahí ya miramos que hacemos», alertó otro.

No solamente en Cali pareciera aplicarse el método, pues hasta en viajes intermunicipales pasa.

«En la salida de Medellín, nos hicieron lo mismo. Pero gracias a Dios no comimos cuento y más adelante en una bomba de gasolina revisamos».

Casos similares han ocurrido en Medellín, Bogotá.

También lea

Protección a la Amazonía y cambio de política contra las drogas: Petro en la Asamblea General de la ONU

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here