vía Cali-Jamundí
3.5 kilómetros con puentes vehiculares, seis carriles y bicicarril, "para una movilidad multimodal".

Más de 20 mil vehículos transitan diariamente por la Panamericana, en la vía Cali-Jamundí, su ampliación que generó expectativas cuando empezó en 2018, ahora genera dudas en su calidad por todos los retrasos y problemas con la contratista.

Noticias Cali.

La obra de ampliación de la vía Cali-Jamundí que viene ejecutándose desde el 2018, entre plazos, arreglos, intervenciones y no se entregó en 2021 como se prometió en tres fechas distintas, y finalmente se anunció que ya se terminó y están en proceso de liquidación, ahora para los ciudadanos, las dudas están en la calidad de la misma.

Más de 20 mil vehículos transitan diariamente por esta vía, la Panamericana.

Por el retraso y todos los problemas que trajo la demora, el alcalde Jorge Iván Ospina le dijo a TuBarco, que al contratista había que seguir «presionándolo hasta que responda y entregue toda la vía».

Larga espera

Esta vía ha tenido desde un fallido desmonte del puente peatonal, hasta la pintura y señalización encima de los huecos.

vía Cali-Jamundí
Vía Cali -Jamundí, se contrató en 2018 debía estar lista en pocos meses, fue hasta hace unos días que se anunció su culminación y liquidación.
Ni en el primer trimestre del 2021, ni a mitad de año, tampoco en octubre ni noviembre. No se hizo la entrega total. Tiene más de 20 meses de retraso.

En enero del 2022 el reporte era: «Rehabilitación vial y demarcación de las calzadas, últimos detalles para finalizar este proyecto». 

  • 300 metros lineales a rehabilitar, falta por intervenir de esta vía, son: seis carriles, dos puentes vehiculares y dos ciclorrutas.

A propósito del puente peatonal en  la carrera 118, en inmediaciones de la Universidad Autónoma de Occidente, no se quitará como se planteó el año pasado.

Desde la Alcaldía lo que han explicado es que, «no se va a retirar bajo el contrato actual y el paso a nivel semaforizado es la alternativa que se ha pensado para las garantías de los peatones».

La Alcaldía estaba exigiendo calidad y que la obra sea entregada en su totalidad.

Sin embargo, el mismo «dilata, no orienta, dice que no tiene la plata, está enredado (…) tiene mil problemas, peros», dijo el alcalde Ospina, quien señaló que «no es un contratista bueno».

Luego del receso de Semana Santa, se realizó una reunión porque se tenía que definir cuándo se terminaba la obra, última oportunidad.

La amenaza de la administración distrital era emplear «todos los mecanismos legales disponibles para que se le cumpla a Cali».

¡Terminada!

El pasado 26 de abril, desde la Secretaría de Infraestructura informó que ya estaba lista, «por fin estamos haciendo la liquidación total del contrato».

3.5 kilómetros con puentes vehiculares, seis carriles y bicicarril, «para una movilidad multimodal».

Una vía para peatones, carros, vehículos de carga; de transporte público, motos y bicicletas, que había generado gran expectativa pero que tras tres años, no despeja dudas.

Hay cuestionamientos sobre su calidad y si realmente, cumplirá con el objetivo de ayudar a disminuir la fuerte congestión.

A pesar de la buena noticia, para muchos hay dudas sobre la calidad de lo ampliado, lo que pasará con el puente peatonal y lo que parecen ser ondulaciones en la vía.

«Se ve como los carros parecen ir en subida y bajada», señalan algunos conductores.

Se espera que esta semana que llega avance la liquidación de la obra, para que se entragada de manera oficial.

Más de 3 años en construcción

Una obra que viene desde la administración distrital anterior (se firmó el contrato en 2018), y cuando empezó no se concretó que la vía existente se retirara para entregar «una obra de mejor calidad y durabilidad».

Tocó hacer ese cambio, ahora. Y en un faltante de 2% se quedó la obra de la vía Cali-Jamundí durante meses.

Pandemia, paro nacional, lluvias entre los factores de retraso, pero también la contratista «no ha tenido celeridad con los trabajos».

Una situación para la que desde la Alcaldía piden desde hace meses: «Paciencia, queremos entregar una vía segura».

Entre otras cosas, los conductores y pasajeros que pasan por la zona donde se realizan las obras, denunciaban constamente que no veían trabajadores, ni en la mañana ni en la tarde; cuando había, eran pocos.

Es decir, para muchos, no se dispuso del personal necesario para hacer el trabajo con la premura que se requiería.

Retrasos

Tuvo de retraso más de un año, tuvieron que hacer un resideño, parte de lo que se había hecho se dañó sin estrenarse y tuvieron que repararlo.

Desde el Concejo Distrital se denunció en octubre del 2021, que esta obra vial que hace parte de un paquetes de las llamadas ‘obras del sur’ de Cali, costó 39 mil millones de pesos más de lo presupuestado.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here