árboles talados en Granada
Este jueves en la tarde llegó una comisión al lugar en Granada, para revisar el sitio donde talaron los dos árboles, dos Ficus. Fotos: @tubarconews

Este jueves en la tarde llegó una comisión al lugar en Granada, para revisar el sitio donde talaron los dos árboles, que según el Dagma, eran Ficus en mal estado y riesgo.

Noticias Cali.

El pasado 12 de enero, la tala de dos grandes árboles en un andén en el barrio Granada, y que quedaban al frente del Starbucks tomó por sorpresa a la gente, y en redes, se viralizaron las imágenes con mensajes que en su gran mayoría, señalaban como responsable al café, sin embargo, al Dagma, la petición de tala la hicieron varios de la zona.

A pesar del rechazo y crírticas, el Dagma respondió que eran Ficus enfermos, «un riesgo» y que sembrarán especies nativas para evitar problemas futuros.

Sin embargo, la polémica por el panorama en la esquina de la Avenida 9 norte con 14, se ha agudizado.

El miércoles, fueron y ‘vandalizaron’ el Starbucks. Este jueves, ya en el negocio habían limpiado los grafitis, pero hay temor que puedan generarse daños en el lugar.

Investigación

La duda que tienen muchos, es en qué estado estaban los dos árboles, muchos piden conocer el concepto ambiental para permitir su tala y los permisos.

Este jueves, una comisión de la Contraloría y personal de la Personería Distrital, acudieron hasta la zona.

Los funcionarios inspeccionando el sitio de la tala. Foto: @tubarconews

Allí, inspeccionaron, midieron, tomaron fotos, vídeos, evaluaron el estado de las raíces que quedaron en el lugar.

La raíz no estaría ‘podrida’, por tanto posiblemente sea con estudios de laboratorio que se determine el real estado en el que estaban los Ficus.

Ya en esta cuadra, antes de que ubicaran el Starbucks tuvieron que quitar un árbol, que en medio de un fuerte aguacero se cayó. Otras plantas, se mantienen en el lugar.

Informe técnico

TuBarco había revelado el día 13 de enero, algunos de los detalles de este procedimiento que realizaron entre el Dagma y la CVC.

Los árboles que fueron talados son «dos individuos arboreos del genero Ficus, fueron evaluados, gracias a una alerta ciudadana en días anteriores por ingenieros forestales y y profesionales de la cuadrilla arbórea El Azul, de la dirección de gestión de calidad del DAGMA».

El resultado de esa evaluación, «detectaron varios inconvenientes».

Hace dos años, uno de los árboles estaba derecho pero su raíz ya representaba problemas.

ficus talados en Granada
Así estaba uno de los ficus talados, «se estaba desprendiendo».

«Éstos árboles fueron sembrados en emplazamientos muy reducidos que no han permitido un desarrollo normal de raíces», indicaron desde el Dagma.

Se intervino inicialmente un árbol de Leucaena (especie invasora) «que estaba creciendo en uno de los emplazamientos, y posteriormente con la ayuda de contratistas de CVC, que está ejecutando recursos de sobretasa ambiental, se coordinó y realizó la intervención de forma inmediata».

El ingeniero Franklin Castillo, director de Calidad Ambiental de la entidad ambiental distrital, informaba que «los Ficus no son árboles originarios de nuestro ecosistema, se trata de especies introducidas que en algunos de los emplazamientos de la ciudad generan conflicto».

En el caso del barrio Granada, indicaba que «había compromiso de redes eléctricas, infraestructura pública sin ser muy complejo, pero el principal riesgo está en la inminente caída de los mismos».

Se están evaluando otras especies de la zona, pero hasta ahora, no se ha detectado ninguna con nivel de riesgo de caída.

TuBarco conoció que si requieren mantenimiento y tratamiento fitosanitario.

En el caso de los emplazamientos donde estaban los dos ficus talados, «pondremos árboles medianos, nativos de nuestra Cali y apropiados para estas condiciones».

Según el Dagma, el café StarBukcs «no está relacionado con el procedimiento».

Esto, porque los árboles estaban frente a la terraza del lugar, alrededor hay otras plantas.

En Granada, pero no es la única zona donde los árboles han reventado andenes, dañado tuberías y hasta fachaddas y muros. Muchos, fueron sembrados (los Ficus no son nativos) cuando ya se habían construido casas y negocios.

En varias zonas de Cali, se sembraron árboles y otras plantas, sin una aseroría ni acompañamiento para determinar posibles afectaciones a futuro.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here