perdió un ojo
Foto: @h724noticias
Noticias Barranquilla.

En el barrio Santo Domingo de Guzmán de la capital del Atlántico, el hombre terminó herido por la bala perdida.

Tiene 50 años de edad y tuvo que someterse a una cirugía, pero no pudieron salvarle el ojo derecho que fue impactado por una bala perdida, cuando estaba sentado en la sala de su casas y las responsables, serían dos jóvenes que manipulaban “un arma hechiza”, en Barranquilla.

Pide hoy, que las autoridades capturen a los responsables.

El hecho ocurrió el pasado 10 de junio en el barrio Santo Domingo de Guzmán en el suroccidente de la capital del Atlántico.

Hombre
Una de las calles del barrio Santo Domingo de Guzmán en Barranquilla, vecindario donde el hombre de 50 años perdió el ojo derecho por una bala perdida.

El hombre le contó lo sucedido al medio de comunicación hora 7/24, lo sucedido.

La bala entró a su casa

“A eso de las 4:30 de la tarde, dos muchachitos que manipulaban una pistola hechiza en el frente de mi casa, le dispararon a otro pandillero que se acercaba”, explicó.

Además afirmó el ciudadano que, “uno de los perdigones se metió por mi ventana y me impactó en el ojo derecho”.

Desde lo sucedido el hombre de 50 años de edad perdió un ojo, el derecho y debe utilizar gafas de sol en todo momento.

Entabló una denuncia ante la Fiscalia General de la Nación, sin embargo aún no han capturado a los responsables, y no hay avances en la investigación. Perdió su ojo y nadie le responde ni ayuda.

Por lo tanto el hombre le pide a las autoridades que aceleren el proceso, “los pandilleros andan sueltos haciendo sus barbaridades todavía”.

Cabe recordar que no es la primera vez que una persona le es afectada su visión en el barrio Santo Domingo de Guzmán, por este fenómeno de las balas perdidas.

En el año 2019, un menor de 15 años de edad quedó ciego, también al ser herido cuando pandilleros se enfrentaban a tiros y un proyectil cayó en su casa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here