Los ladrones terminan pidiendo ayuda a la policía.

A. S. CIUDAD.

Para los ciudadanos la acción policial es insuficiente o queda incompleta cuando el delincuente pasa a manos de la justicia (jueces), por lo que se ha extendido la llamada «paloterapia» en Cali y Colombia.

 

Abundan los vídeos en redes sociales de golpizas a ladrones.

 

En la mayoría de casos, los delincuentes terminan pidiendo auxilio a la policía.

 

El más reciente caso fue en Cali, por la Avenida de las Américas.

 

Un abuelo fue víctima de atraco y el ladrón terminó apuñalado tres veces.

 

https://m.facebook.com/story.php?story_fbid=168354550808549&id=100029020163839

 

Por fortuna, las heridas no fueron muy profundas y al tratar de defenderse, las cortadas fueron en su brazo y mano derechas.

Y el ladrón terminó cazado.

 

Tras estos hechos, estos delincuentes terminan en muchas ocasiones libres.

Pero en este caso, es porque falta la denuncia de la víctima.

 

Y es que cuando se producen las «paloterapias», todo termina en confusión y la policía debe llevarse al o los sujetos, para evitar que los maten.

 

Las autoridades advierten que la justicia por mano propia puede traer muchos problemas.

 

Linchamiento de ladrones en Cali va en aumento

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí