Noticias Colombia.

La chilena desapareció luego de viajar a vivir con su novio, un mes después se descubrió que la tuvo secuestrada y luego la asesinó.

Juan Valderrama aceptó el feminicidio y desaparición forzada de su expareja, la chilena Ilse Amory Ojeda y el juez dictó condena de 36 años de cárcel.

La chilena Ilse Amory Ojeda murió el año pasado en Colombia, luego de ser desaparecida por su novio, Juan Valderrama.

La condena llegó tras luego de que la jueza aceptara el preacuerdo firmado entre Valderrama y la Fiscalía, un año después del crimen que conmocionó a Colombia.

Todavía no se conocen mayores detalles del acuerdo, pero se habría incluido que no haya extradición a Chile. Solo así, reconocería los delitos cometidos.

También, le quitaron el cargo de ocultamiento de pruebas.

En el preacuerdo quedó consignado que Valderrama pagará 36 años y seis meses de prisión, lo avaló la juez Primera Penal del Circuito especializado y la fecha de lectura de la sentencia será el 2 de julio a las 2 p.m.

Valderrama está en la cárcel de Palogordo en el departamento de Santander.

Allí, su defensa había solicitado en abril, que lo dejarán en libertad por vencimiento de términos y riesgo por el coronavirus, pero un juez se la negó y finalmente llegó la condena este martes.

El crimen de la chilena

La historia del crimen empezó como una alerta de su familia porque la chilena, una policía jubilada, no aparecía. Había viajado a Colombia con su novio, un santandereano, también expolicía.

Valderrama era mesero en Chile, en Carabineros de ese país y allí conoció a Ilse Amory, quien le doblaba la edad.

“Estamos a disposición de la justicia”: Juan Valderrama exnovio de chilena desaparecida

Juan Valderrama e Ilse Ojeda tenían una relación desde el año 2017.

En el 2018, y luego de convivir juntos, Valderrama viajó a Colombia y mientras él permanecía en su país natal, Amory le enviaba una mesada de $1.200.000 para su manutención.

Después de varios meses retornó a Chile y él la convenció para que viajaran juntos a Colombia.

Ojeda desapareció en marzo del 2019, en abril encontraron su cuerpo y a principios de mayo se confirmaba que había sido asesinada.

La causa de su muerte fue por un trauma cráneo encefálico severo, golpe en la cabeza.

Los restos de Ilse Amory Ojeda los encontraron enterrados en zona rural de Rionegro, Santander, a donde Valderrama pagó para que lo llevaran envuelto en una lona y lo enterraran.

“Ese hombre ha sido el más malo de mi vida”: la sargento chilena sobre Juan Valderrama

Se un comunicado oficial de la Fiscalía para conocer más detalles de la condena de Valderrama y si continuará recluido en Santander. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí