Judicial

Campesino fue torturado antes de ser asesinado con tiro de gracia

 

Una escena de terror se toparon cultivadores de papa en el municipio de Ipiales, en el sur de Nariño.

 

 

En la vereda Chacuas, a contados pasos del casco urbano, los labriegos ubicaron el cuerpo sin vida de un campesino.

 

El hombre, de aproximadamente 35 años, estaba atado de pies y manos, con señales de tortura y un tiro a la altura de la cabeza.

 

“Quedamos sin palabras ante esa atrocidad y de una le avisamos a la Policía”, dijo Milton Guerrero, habitante de la zona.

 

El macabro hallazgo fue hecho en un cultivo de papas en zona rural de Ipiales. Cuerpo presenta un impacto de bala en la cabeza.

 

 

¿VENGANZA PERSONAL?

 

Según indicaron investigadores a TUBARCO por las condiciones en que fue hallado el cuerpo del campesino se trataría de una venganza personal.

 

“Generalmente estos casos están asociados a vendettas”, precisó uno de los forenses.

 

Entre tanto, el cuerpo fue llevado hasta Medicina Legal en Ipiales, donde a esta hora se cumplen los respectivos protocolos de identificación.

 

Lo que se sabe, hasta el momento, es que el hombre sería de otra zona de Nariño.

Comenta aquí